Vocabulario Estrafalario: La salida y puesta del Sol

Que tal lectores/as!!

En el vocabulario estrafalario de hoy tenemos "La salida y puesta" del Sol. Esta forma de definir al fenómeno de aparición y desaparición del sol de manera visible fue acuñado en la antigüedad. Son incontables las numerosas parábolas, leyendas e historias relacionadas al Sol y la Luna y la mayoría de los calendarios y ciclos de muchas civilizaciones se basan en el comportamiento de estos dos astros.

Claudio Ptolomeo de Alejandría, luego de publicar su tratado astronómico, "Almagesto" en el Siglo II DC. terminó de imponer la Teoría Geocentrica donde se establece que la tierra se encontraba inmóvil en el centro del universo y el resto de los astros giraban alrededor de ésta. Numerosos estudiosos y pensadores del mundo antiguo respaldaban esta idea.

No fue hasta el siglo XVI DC. que esta teoría fue reemplazada por la Teoría Heliocéntrica luego de que Nicolás Copérnico la defendiera en su libro "Sobre las revoluciones de las esferas celestes". La idea de un sistema en donde la tierra no era el centro del universo también había sido concebida previamente por otros filósofos en la antigüedad como Aristarco de Samos y el pitagórico Filolao entre otros.

La salida y puesta del sol no son ni más ni menos que reminiscencias de la creencia de que el sol se mueve alrededor nuestro y no a la inversa que es lo comúnmente aceptado por toda la comunidad científica desde lo publicado por Copernico.

En otras palabras en nuestro vocabulario todavía existen "restos fósiles" de otras cosmovisiones sobre el universo.

Hay que estar atentos porque muchos de estos "dinosaurios semánticos" nos acompañan cotidianamente.

Hasta la próxima!

Comentarios

  1. El tema es que no hay otra forma de decirlo. O por lo menos no recuerdo ninguna. Pero es cierto, es algo inexacto.
    Interesante

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto. No hay otra forma de decirlo porque extrañamente nadie lo vio como necesidad cuando la idea cambió. Y eso que no nos fuimos a otros idiomas. "Amanecer" para nosotros es que el sol aparezca en cambio para los angloparlantes es "Sunrise" es decir que no aparece sino que se eleva, se impone.
      Los mecanismos del lenguaje son sin duda apasionantes!

      Eliminar
  2. Entiendo lo que dice, Sr. Yubero, pero uno ante tamaño espectáculo no se pone a pensar que es la Tierra la que está girando, simplemente es el Sol el que "aparece" y "desaparece" ante nosotros para deslumbrarnos.

    Si no fuera por los errores de cálculo del viejo gato Ptolomeo tal vez don Cristobal no se le hubiera animado al mar de los zargazos. Por eso ¡Viva Eratóstenes carajo! Él y sus palitos, y su maldita caravana de camellos

    Amanecer y Ocaso son dos buenas formas de decirlo. Pero como sabemos, los pastorcitos llevan de tanto correr los zapatos rotos.

    Le dejo una canción bien de los 90 en Buenos Aires, que me trae melancolía... ¡Melancolía de los 90! Pero si fue ayer....
    https://www.youtube.com/watch?v=7oh0y80wDY8

    Abrazo!


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya sabemos que es un pusilánime señor frodo (por eso es hincha del ciclón). El amanecer y ocaso son eventos hermosos donde se lo miren, no importa como se los nombre. El idioma habla por usted, solo tiene que escarbar para encontrar mundos que no están. Como la antigua Roma debajo de la actual.
      Saludos!

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Jano, el dios de las dos caras

Las monedas de la antigüedad

La Pascua Cristiana y el Concilio de Nicea